Reproducción de un comentario enviado a otro “bloguero”

Cómo ya sabéis, “esta es la página de un pobrecito hablador” y por eso, a veces hablo o me extiendo en los comentarios más de lo previsto o deseado.

Esto me ha pasado hoy con la entrada de “el soñador de versos” en la que se difunde una publicación sobre la evolución, – e involución -, histórica de la democracia. Mi comentario se ha convertido en una serie de reflexiones personales, por lo que he decidido publicarlo como nueva entrada… Y ustedes perdonen:

Interesante: Deterioro social = Deterioro democrático /// Mayor relevancia del dinero y de los poderes económicos = Pérdida de relevancia de los poderes políticos y del voto /// Riqueza más importante que la solidaridad y el ser humano = Grandes consumidores y grandes empresas, controlan los gobiernos más que los ingenuos votantes que creen haberlos puesto allí /// Futuro previsible (…ojalá me equivoque) y soñado por los poderosos = Con la deuda que les creamos, acabaremos comprando países o naciones a las que haremos funcionar como a nuestras poderosas empresas, lanzando OPAS, excluyendo a las personas que nos sobren, absorbiendo países o troceándolos para venderlos ventajosamente,… Los políticos son nuestros empleados, más que de los votantes; saben que podemos despedirlos cuando queramos y que no necesitamos elecciones para actuar de inmediato.

…y lo dejamos por ahora. Que no cunda el pánico, solo, la defensa pacífica. No hay mayor empresa que la humanidad en marcha. De hecho, todas las empresas se crearon por unas pocas personas o miembros de esa Humanidad.

En marcha, pues. 

FIRMA MUI BUENA
labrapalabras-miguel

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

Anuncios

Otoño sentido (3)

Nocturno

Ya se fue el tedioso día
y camino a mi casa
con pasos que titubean
y retumban
sobre las piedras mojadas
de los muros y las calles.

Llevo la boca empastada
de hastío y de borrachera.
Paro en el silencio oscuro
y contemplo como suben
las sombras por las paredes,
entrando por las ventanas
de salones y de alcobas,
huyendo de las farolas
y anegando los patios
de esta lluvia de agua negra.

Hoy no pudimos salir,
porque había marejada.
El mar parecía tranquilo,
pero tallaba en la arena,
pirámides y espirales
o relieves con las huellas
de pájaros imposibles
y bestias inexistentes.
Y después,
como si llevara prisa,
el agua retrocedía
y llevaba mar adentro,
algas, conchas destrozadas,
y basura,
haciendo subir las olas,
empujadas y colgadas,
como las barcas de feria,
más altas yendo hacia atrás,
y más aún cuando llegan.

La superficie se ha vuelto,
negro y líquido azabache,
que refulgiendo se mece
con los brillos de la luna
surfeando en las rompientes.

No me asusta esta calle,
ahora oscura y solitaria,
con sus luminarias viejas,
pequeñas y temblorosas,
que se mueven con el viento,
sombreando los perfiles
de extraños monstruos fugaces;

ni tampoco me preocupa
que se calen los zapatos,
ni el frío,
que sujeta contra el aire
las nubes que hace mi aliento.

No quiero volver a casa,
solo de eso tengo miedo,
del silencio sostenido,
largo y fuerte,
cuando abra yo mi puerta,
de la soledad constante,
se quedó a vivir conmigo
y no logro que se vaya.

Aquí no hay incertidumbre
y a esa certeza temo,
nadie hay y a nadie espero,
solo sombras que acompañan
a mis pasos, que se vuelven,
más espesos y pesados.

¿Dónde voy yo?
si no me puedo embarcar,
ni tampoco estarme quieto.

Un trueno potente y nuevo,
asustándome responde:
Marinero ya no eres.
Disfruta todo tu tiempo
porque ya te has retirado.
Sal a buscar a tu gente,
que tú eres de tierra adentro
y disfruta sin descanso,
de soledades y encuentros.

(de “Otoño sentido” -3-)

labrapalabras-miguel

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

 

Otoño sentido (8)

DSC_0125-cropBB.JPG
(Fotografía: Juan Uceda Crespo)

Lunático

Lunático, dicen que soy,
conocido y consumado.
Y para no defraudaros,
hoy he mirado a la luna
y he visto que está engordando,
decadente, envejecida,
ahora que está grande y llena,
han crecido sus arrugas,
cicatrices y volcanes.

Se apoya en el horizonte
para evitar su caída,
y está temblando y se estira
por el esfuerzo que hace.

Es por eso que enrojece
su antigua cara de plata
e inunda con su rubor
la línea que nos aleja
y separa a los cielos
de las tierras y las aguas.

No te apures,
no te pese tu caída, porque hoy,
gorda, redonda
y con la piel de naranja,
serás más luna que nunca…

Y volverás mañana
y pasarán los días,
y como estás obligada,
habrás de cambiar, de nuevo.

Menguando, retrocediendo
te harás más limpia y más blanca,
para columpiar mis sueños
entre tus cuernos de plata.

Tanto juego, tantos sueños,
tantos viajes y regresos
te van a dejar exhausta.
Así, una y otra vez,
volvemos a las andadas.

Me siento niño en mi cama,
mirando por la ventana.
¿Es verdad que no pueden
contarse las estrellas?
Bueno, quizás mañana,
lo intentaré de nuevo,
hacerlo tiene de bueno
que ya las voy conociendo.
Veré si puedo nombrarlas,…
y antes de que termine,
suavemente estoy durmiendo.

Así seguimos creciendo;
soy joven, enamorado
y, cada vez que te miro,
más parece que te sueño.

Qué más puedo pedir
si acampados junto al río,
nos abrazamos con fuerza
para hacer huir al frío.
Y me asomo a escuchar
la música que acompaña
al caudal que nos acuna.

Y te veo,…
mi espejito de plata,
estoy viendo como tiemblas
y veo que te deshaces,
cuando te acaricio el agua.

Pero dormiré feliz,
tengo la seguridad,
de que tú estarás aquí
cuando recobre la calma.

(de “Otoño sentido” – 8 -)

FIRMA MUI BUENA
labrapalabras-miguel

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

 

INVITACIÓN PERSONAL

María escribe, pinta y dibuja con la sensibilidad y calidad de las personas que miran… y ven detrás de las miradas, de los sentimientos, de sus paisajes y de la delicadeza de los más pequeños detalles de la naturaleza y de su tierra.
Por ello, me atrevo a recomendar un agradable paseo por su nueva publicación, desde el convencimiento de que será un regalo para los sentidos de quién lo tenga en sus manos.
Gracias María

MARIA M.MIGUEZ

Hola a todos!! Aquí os dejo el enlace por si alguien está interesado en adquirir el poemario ilustrado A TRAZOS. En breve también lo podréis encontrar en la librería online de la editorial Piediciones y en librerías físicas bajo demanda (a nivel nacional).

Su puesta de largo será el día 15 de diciembre a la que por supuesto estáis todos invitados.

Solo me queda añadir…

INFINITAS GRACIAS!!!!!

https://www.amazon.es/dp/849476683X/ref=cm_sw_r_cp_awdb_t1_wW6iAbJ80HHVX

Ver la entrada original

Animales de ciudad (2)

Continuamos con la temible fauna humana (no diré humanizada) que actúa contra natura y que, como consecuencia, no hemos de proteger, sino que será al revés: habremos de protegernos nosotros de ella; hasta que, al fin, amanezca:

Los perros de la noche

Lamentablemente, también nos han llegado noticias de otra manada, esta vez, de una peligrosa minoría de perros que no fueron educados, ni tan siquiera, debidamente adiestrados y que, a pesar de ello, llegaron a policías. Ya sabes, si te ataca el protector ¿quién va a defenderte o a protegerte de él?

Desde que eran cachorros, estos bellos animales y sus insensatos responsables, se reían y divertían al ver como peleaban, sin que nadie advirtiera o avisara de su conducta desviada. Esto parecía el colmo del desvarío, porque, como es sabido, así no son los perros,… ni los policías.

Y de forma insospechada, atacaban a quién les daba la gana, cuando no les vigilaban. Y en el turno de noche se juntaron y lograron ser temidos, por los suyos y por los más débiles, los que más les necesitaban.

Mientras, sus jefes y adiestradores, miraban para otro lado, para no reconocer que ya no les controlaban. El odio y la furia salían con la espuma de sus fauces cada vez que rugían, y sus jefes y jefaza, les cogieron tanto miedo que sorprendida, extrañada, sobrepasada y asustada, pues a ella también la atacaban, decidió esperar, esperanzada, que todo se acabaría sin tener que hacer nada.

Pero, como es sabido, los perros hijos de perra, huelen y se crecen con el miedo. Por eso, se quedó callada, a la espera de que la caza y el turno de noche se acabará ¡Hay que ver que cosas pasan!… ¿Será por miedo? ¿por incompetencia? ¿por la lejanía de la gente muy ocupada?…

Por un poquito de todo, será. Pero, es mi opinión y creo yo que, siempre y desde que nacen, ha de prestarse la máxima atención, amor, educación y dedicación a los cachorros, para desterrar el odio y para que logren ser los queridos y maravillosos perros que necesitaremos mañana.

Nota Bene._ Nos llegan noticias y rumores de la existencia de personas alarmadas y preocupadas por las últimas noticias publicadas en la prensa escrita y en otros medios de comunicación. Hemos de afirmar, no obstante, y como saben ustedes, que esta serie es de ficción. Pero, por nuestra vocación de servicio público a la ciudadanía, les aportamos a continuación, noticias relacionadas con esta disquisición, por si les sirve de referencia o de inspiración…
Para ello, les recomendamos que busquen en su buscador noticias a este respecto bajo la genérica denominación: Chat “el turno de noche” de la policía municipal de Madrid
…Y muchas gracias por su atención
FIRMA MUI BUENA
labrapalabras-miguel

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

 

Animales de ciudad (1)

Los peligros que nos acechan (Notas sueltas para un estudio de evolución del comportamiento animal en su relación con el hombre )

Ante la deplorable aparición y proliferación de una fauna, tan necia como nefasta en nuestras ciudades, iniciamos una pequeña serie con vocación de servicio cívico, para ayudarles a percibir el peligro potencial de algunos comportamientos animales y aprender a evitarlos… de nada.

DE LOBOS Y DE MANADAS

Es muy importante y conveniente que todas toméis conciencia de lo que dicen acerca del suceso acaecido a mi joven y desconocida amiga:

 Para empezar, afirman sin rubor, que no hay acoso ni abuso cuando, rodeada de una manada de cinco lobos, cinco; te encuentras tú, mi niña, muda de terror y de impotencia; e, incapaz de abrir la boca, callas, mientras ellos eyaculan sus palabras sobre tu oído, y te quitan la ropa con sus rojas miradas de sangre y de deseo, mientras babean con sus bocas abiertas sobre tu piel suave y dorada.

Dicen, que quieres que suceda, cuando tú no dices nada.

Yo he visto y curado a lobos solitarios que, al verse acorralados por la manada, ofrecen su cuello para no seguir sufriendo, sometidos y dispuestos a morir, aunque, no es eso lo que quisieran.

Los lobos y lobas que han pasado por este trance, nunca vuelven a ser los mismos, temen y desconfían de sus congéneres y guardan la mirada baja, buscan salidas y guardan el recelo suficiente, para no acercarse al grupo.

Pues bien, hemos conocido la historia de una loba solitaria que, llevada a un estrecho cubil por la manada, aturdida y humillada; pero muy joven y brava, aprendió a ser más fuerte y más valiente que sus agresores.

Avisada y aislada, recuperará su ritmo y sus ganas, sabiendo que, a pesar de los pesares, a vivir está obligada. Se olvidará de los lobos cobardes, que atacan en manada, de esos hijos de perra inhumana y no evolucionada.

Y aún así, sostendrán, que ella quiso morir, porque se quedaba quieta, paralizada, cuando ellos la atacaban.

Estos cinco lobitos de “La Manada”, son mucho más tontos de lo que yo pensaba… Menos mal, que los lobos y manadas que habitan en los bosques, los montes y las montañas, no llevan pantalones.

¡Ánimo niña! no te hundas, que lo de atrás, atrás se queda. Y tú, con la cabeza alta, sigue mirando hacia delante e ignora y da la espalda a los que por detrás aúllan, guardando las distancias, que tienes mucha vida que llenar de lo que, de verdad, tú quieras.

Y para terminar, aclaro:

De lo que estamos hablando, es de historias de animales, de leyes y de Ciencias Naturales. Y, por eso, espero, que no surja un defensor que piense como ellos y proteja al agresor,  justificando su instintiva y lobuna reacción hacia las víctimas, en un nuevo, cruel  e interminable agravio…

Volvemos al viejo cuento, al de Caperucita, disfrazado de abuelita o de abogado, sigue oculto en su interior, un lobo agazapado.

FIRMA MUI BUENA
labrapalabras-miguel

images (3)dib

Nota Bene._ Nos llegan noticias y rumores de la existencia de personas alarmadas y preocupadas por las últimas noticias publicadas en la prensa escrita y en otros medios de comunicación. Hemos de afirmar, no obstante, y como saben ustedes, que esta serie es de ficción. Pero, por nuestra vocación de servicio público a la ciudadanía, les aportamos a continuación, noticias relacionadas con esta disquisición, por si les sirve de referencia o de inspiración…
Para ello, les recomendamos que busquen en su buscador, noticias a este respecto bajo la genérica denominación: El juicio de La Manada.
…Y muchas gracias por su atención

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

 

Pensamiento de prestado – regalo para…

Para todos y todas aquellas a las que llegue y quieran considerarlo como tal…

Y, también, como comentario a la entrada: “No lo vuelvas objeto” de blueberry:

https://blueberry0118.wordpress.com/2017/11/27/no-lo-vuelvas-objeto/#comments

Al menos, hasta que logremos averiguar y solucionar los problemas de envío o recepción de comentarios en el correo de contacto de mi sitio:

“Sí fuera objeto, sería objetivo. Como soy sujeto, soy subjetivo” 
(José Bergamín,… creo)

 

Versos sueltos y no resueltos (4)

6 bosque dibu
(M. U. I.)

No es dudoso para mi,
aquel que sabe dudar
y manifiesta sus dudas
¿Puede un dogma o definición
decidir la elección de nuestras metas,
o alienarnos, diciéndonos qué pensar
si nos queremos salvar?

 Es más cierta e incuestionable
la mentira, que las múltiples,
auténticas y únicas verdades.
Cada cual tiene las suyas,
quieren creer lo que anhelan
o aquello que les contaron
para buscar el consuelo
o justificar la espera,
haciendo de ella virtud,
y la llaman esperanza.

 Gente de ascendiente y confianza,
te dijeron y enseñaron que es así;
y, lo que es más peligroso,
tú amor y tus sensaciones,
tal cual te lo hicieron sentir.
¿Qué otro remedio quedaba?
si tu vida se apoyaba
en los seres que te amaban
y que así te lo decían:

Te lo tienes que creer,
y desde aquí fabricamos
otra virtud grande y nueva,
a la que llamamos fe.

 Y aún nos queda una tercera,
que dicen, también, que es,
para poder socorrer
a los más necesitados,
pero nunca encontrarás
que así busquen la igualdad
entre los seres humanos.

Ya te habrás imaginado
que hablo de la caridad,
otra virtud que distingue
y permite señalar
a los hombres que reciben,
pobres de necesidad,
de los otros, los pudientes,
personas tan bondadosas
y “religiosas”
que nada quieren cambiar,
de su inmutable verdad.
Ellos están bien así
¿Para qué van a dudar?

Ayudando a los demás,
se compran la buena fama,
puede que de buena fe,
o haciendo publicidad
y, además, con el agradecimiento
de tantos necesitados,
pues,… reducen sus impuestos,
más que el óbolo entregado.

Mi respeto para ellos,
tan grande y tan verdadero,
al menos, como,
el que ellos a mi me tengan.

Y, tratando de aclarar,
que vaya ahora por delante,
mi amor a la Humanidad.

Más, gran parte de la gente,
nunca se paró a pensar
que las manos que reciben,
obligatoriamente han de estar
debajo de las que dan.
¡Mira si quiero a los pobres,
que necesito que existan
para ensalzar mi bondad!

 Y son estas,
las virtudes “principales”,
que otros llaman teologales,
– aunque a mí me gustan más,
las llamadas cardinales -,
digamos,… que son vitales
por enseñarme a vivir
basándome en la experiencia,
sin “teos” y sin creencias.

Todo son dudas y,
además, quiero dudar.
Puede que solo descubra
que doy vueltas sobre mí,
o, quizás ya solo escriba
para llegar hasta ti,
intentando que me leas,
aún sabiendo que,
de nuevo,
resulte el intento vano,
y otra vez, la vanidad.

Puede que necesite,
ser necesitado o,
tan solo,
llenar así, mi gozosa soledad,
con mi escritura – terapia,
tan vital y tan privada,
para mí.

Más sí deberé que aclarar
que, salvo en lo que es mi vida,
nunca yo he pretendido
y nunca podré lograr,
resultar original.
Soy plenamente consciente:
no es digno de atención,
nada de lo que yo digo.
Ni predico, ni aconsejo,
¡Qué los dioses me libren de eso!

Cada vez que digo “creo”
me estoy negando a afirmar,
solo digo,
que la posibilidad existe,
de que así sea y de que no,
o ninguna,
o cualquiera de las dos.

Puede que, sin yo saber,
quiera querer que me quieran,
nada más.

Y que, antes de seguir,
también habrás de aprender
que a nadie le importa nada.
Que no se te ocurra, pues,
si lo puedes evitar,
querer o necesitar.

Y aunque no te lo asegure,
por el momento, yo creo,
que voy a seguir aquí,
escribiendo para mi
y en total intimidad,
en este mi único espacio
en el que puedo contar,
maldecir, destruir o construir,
mostrar mi debilidad
sin que sea perjudicial.

Y, al tiempo, manifestar,
que no lo voy a dejar
y que solo es para mí
para quién quiero escribir.

Y si en alguna ocasión,
alguien llegara a leerme
y compartiera conmigo
pensamientos o ilusión,
pues, le estaré agradecido,
más sabiendo, ellos y yo,
que a todos y a nadie escribo
y que siempre he preferido
el goce a la ostentación.

Dib. Sª Familia.JPG
(M. U. I.)

(de Versos sueltos y no resueltos, 4 –
año 1997 –revisado – )

 Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

 

De Prestado: “Abrazos de luz”

a través de ¿QUE SIGNIFICA ABRAZO DE LUZ?

¿Qué significa abrazos de luz? en aquevineadondevoy.wordpress.com

Quién iba a decirme que, desde este blog, recién descubierto, iba encontrarme esta definición – concepción de la luz en los abrazos; a mí, que llamé al mio pazlabrasdeluz, más de un año después, buscando luz en las palabras, lo mismo que él, o ella, en los abrazos.

Hay un lenguaje universal y compartido, una sintonía, que he advertido en otras ocasiones y que no deja de sorprenderme y admirarme cada vez que ocurre, porque hay coincidencias que son mucho más que eso: amar, vivir, amar la vida, iluminarla con la fuerza necesaria para sacarla de las estancias oscuras, abrazarnos y apoyarnos, solo decirnos: estoy aquí y me importas. Nada de lo humano me es ajeno. Encontrar sensibilidades comunes y próximas desde lugares tan lejanos geográficamente, es algo emocionante.

Y déjame que solo me quede con el enfoque “no esotérico” te repito, también vale. En mi visión, estoy más de acuerdo con Paul Eluard: “Hay otros mundos,… pero están en este” igual que otras dimensiones, otras muchas vidas y mucha luz. Y que conste, no me importa estar equivocado, siempre preferí la duda reflexiva de lo incierto, a las doctrinas que reparten verdades para todos o, peor aún, solo una verdad.

Gracias. Recibe un abrazo de luz

Otoño sentido (15)

images (7)impre

También a mi me pasa, pero no aprendo.
Detesto lo que tengo, porque es lo que a mí me tiene,
aunque no quiera.
No quise tener nada,
ni ser propietario de nadie,
ni que nadie me tuviera.

No es lo mismo ser que estar,
ni tener que poseer.

Y así, por no ser de nadie, de todos quisiera ser
convertida en puta, pero sin dinero,
ruina del proxeneta, de chulos o de vampiros;
prefiero que, todos, a mi me tengan,
y que nada sea mío, de cuanto aquí se queda,
de no ser posesor o estar poseído,
– viene a ser lo mismo -,
por los bienes materiales
que despiertan envidias, recelos,
odios o deseos perversos y ciegos,
que me hacen su seguro servidor y me obligan
a cuidarlos, mantenerlos y ampliarlos.

Conmigo quiero portar, nada más,
lo que no me pesa,
y que sea, una inmensa cantidad,
miles, millones, quizás ¡Ojalá!
de todo cuanto sé que es solo mío, exclusivo,
que no puede ser robado, pagado ni adquirido.

A modo de inventario, y sé que de algo me olvido,
elaboraré un listado de cuanto quiero llevarme :

– besos,
– caricias,
– abrazos,
– palabras,
– sonrisas,
– recuerdos,
– amores y amoríos,
– música,
– paisajes,
– lecturas,
– poemas,
– sueños y fantasías,
………….
– paz,
– sosiego,
– amigos,
– mis obras,
– mis logros,
– mis proyectos terminados, o conseguidos,
– mis aciertos,
– mis errores,
– y cuanto de ellos he aprendido,
– la alegría que produje en todos mis seres queridos,
– y su perdón por los fallos, fracasos y olvidos,
……………..

Vida,
solo vida,
vida en suma.

FIRMA MUI BUENA
labrapalabras-miguel

(de “Otoño sentido”)

 Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.